Limpieza de piscinas comunitarias en Burgos

Limpieza de piscinas comunitarias en Burgos: evita infecciones

El verano está más cerca de lo que pensamos y llega el momento de poner a punto las instalaciones de recintos deportivos, spas, clubes, etc. La correcta conservación y la higienización de las zonas comunes es fundamental para evitar contratiempos. Como en cualquier empresa, los clientes son la prioridad de estos centros. Y en este sentido, para que todo sea perfecto, uno de los puntos destacados en nuestra agenda debería ser contratar un buen servicio de limpieza de piscinas comunitarias en Burgos. ¿Quieres saber cómo hacerlo?

Tabla de contenidos

Como ocurre en las viviendas particulares, limpiar a fondo las piscinas comunitarias es imprescindible al menos una vez al año. Y qué mejor fecha para hacerlo que en primavera, cuando los recintos situados al aire libre están a punto de abrir. También es un excelente momento para las piscinas cubiertas, ya que con la llegada del buen tiempo ven reducida la afluencia de usuarios.

El mantenimiento regular puede ser asumido por los gestores habituales sin problemas. Pero esa limpieza general que comentábamos debe ser encomendada a una empresa de limpieza de piscinas con personal cualificado, conocimiento de los productos adecuados y con la maquinaria necesaria a su disposición.

El objetivo es evitar que se produzca alguna infección a nivel microbiológico y que esta se propague sin control entre los usuarios del centro por una higienización insuficiente.

Los microbios y la importancia de la limpieza de piscinas

Cuando el calor aprieta lo ideal es ponerse en remojo el mayor tiempo posible. De ahí el éxito de las piscinas, incluso en Burgos, donde el clima es más amable que en otras zonas de España. Sin embargo, no somos del todo conscientes de los riesgos que comporta compartir los vasos con decenas de usuarios cada día si no están correctamente desinfectados.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha advertido de que el principal foco de infección en una piscina son las heces. Muchos se sorprenderán ante esta afirmación, pero es cierta. A los descuidos de algunos bañistas hay que sumar los excrementos de animales como pájaros o ratones. Pero además, en el agua se deposita una gran cantidad de piel, saliva y sustancias que pueden provocar gastroenteritis, conjuntivitis y otras complicaciones.

Las piscinas cubiertas no se libran de la amenaza de los patógenos. Incluso podemos decir que tienen más riesgo. La elevada temperatura del agua, la falta de ventilación y otros factores hacen que los virus y las bacterias también puedan anidar en ellas.

Tanto en un tipo de recinto como en otro, es conocido el riesgo de sufrir hongos por contagio en las plantas de los pies al andar descalzos. En el caso de los adultos, solemos estar habituados a utilizar chanclas, incluso en la ducha. Sin embargo, controlar a los niños es mucho más complicado.

Cómo hacer la limpieza de una piscina comunitaria

Las piscinas ubicadas en instalaciones deportivas o clubes de campo suelen tener un mínimo mantenimiento regular. De este modo, se puede evitar un problema que aparece en ocasiones en las piscinas particulares: la necesidad de vaciarla por la suciedad del agua, que llega a ponerse de color verde y con un olor desagradable.

En cualquier caso, retirar el agua una vez al año es positivo porque permite limpiar a conciencia los desagües y las tuberías. Además de revisar la lechada del fondo por si hubieran aparecido grietas.

Si no es necesario vaciar la piscina, se pueden cepillar las paredes con los productos de limpieza adecuados y, una vez que los restos se depositan pasadas 24 horas, pasar un limpiafondos.

Además del vaso, es fundamental desinfectar los bordillos exteriores y las zonas contiguas, foco de las infecciones que antes comentábamos. En este caso, y debido a los materiales, es obligatorio contar con una empresa de limpieza de piscinas que cuente con el material y la experiencia necesarios. Por otra parte, no hay que olvidar que en estos procesos se utilizan materiales altamente tóxicos y que ignorar las medidas de seguridad adecuadas puede desembocar en un problema grave.

Encargar la limpieza de tu piscina a una empresa especializada resulta más económico de lo que se espera. Además, se evitan las complicaciones que pueden surgir de un trabajo mal hecho. Por eso, somos tu empresa de limpieza de piscinas en Burgos. Consulta nuestros precios.

Ir arriba